BIENVENIDOS

La idea de esta página, es reflexionar juntos acerca de la vida de la Virgen María. Descubrir el mensaje profundo que se esconde tras los textos bíblicos y otros. Por eso te invito a participar activamente. El enriquecimiento será mutuo. El mundo necesita que los cristianos maduremos en nuestra fe. Así el Reino de Dios será una realidad concreta hoy y ahora.

viernes, 30 de diciembre de 2011

QUINTA REFLEXIÓN SOBRE EL SÍ DE MARÍA, RESPUESTA AL AMOR DEL PADRE

LA ANUNCIACIÓN

Pintura de PONTORMO

QUINTA REFLEXIÓN SOBRE EL "SÍ DE MARÍA"


Es profundo el sentimiento que me embarga, en cada ocasión en que escribo sobre este SÍ DE LA VIRGEN.

Aún queriendo ponerme en su lugar, no logro imaginar, cuál ha sido su sentir profundo, y menos aún el significado profundo de este: SÍ DE MARÍA.

Miro dentro mío, y veo cuantas veces en mi ha sido un NO al AMOR DEL PADRE. Un NO, aún cuando no queriendo ser dicho o vivido terminó siendo así.

¿Cuántas veces me he alejado de su Amor?
¿Cuántas veces no le he reconocido?
¿Cuántas veces aún creyendo que decía: SI, estaba diciendo: NO?

La vuelvo a contemplar y vuelvo a leer una y otra vez lo que fue ese momento en su vida. Y aún así, a pesar de que mi alma se deleita y goza de ese instante y cree que puede decir a DIOS, mi DIOS, aquí estoy: <<hágase en mi según tu palabra>>,  vuelvo a caer en la creencia de que yo puedo hacer y dirigir mi vida.

Y en cada oportunidad, en cada decisión mía, sin su participación, he vuelto a comprobar, que caigo en el error. Y no estoy diciendo: <<hágase según tu palabra>>, sino, que estoy pretendiendo que se haga según mi voluntad.

No consigo abrir totalmente mi corazón a la experiencia de su amor. Lo confundo muchas veces con el sentimiento que provoca en mi. Y por tanto, pasajero, y pocas veces discernido.

La emotividad me embarga la razón, y cuando contemplo a María, veo que en ella, Razón, Corazón y Acción estaban totalmente unidas. Por eso pienso, intentando ponerme en su lugar, que ese: SI AL PADRE, era un Sí que nacía de lo más profundo de su experiencia personal del AMOR DE DIOS.

La veo, o mejor dicho intento verla en ese instante, y presiento, que aunque en mucho incomprensible para ella en la profundidad de las palabras que le fueron dichas, SU SI NACE, de su profunda convicción DEL AMOR DEL PADRE HACIA ELLA.

No por ella misma, sino, por ser Hija de Dios. Y en ese SÍ, su respuesta, es la devolución a quién tanto ama y le ama. Es la reciprocidad que tiene el sentirse amado tan profundamente. Saberse amada sin ser juzgada, saberse amada, porque se es total e íntegramente conocida. Saberse amada más allá de que pudiera no comprender. Saberse amada aún cuando no le conociera todo de Él. Sabía lo que era más importante, sabía que el AMOR de ese DIOS, era para siempre incondicional.

Siento que muchas veces nuestra falta de respuesta a ese gran amor, es no poder creer realmente en que DIOS ASÍ NOS AMA. No con nuestros parámetros, muchas veces mezquinos, muchas veces incompletos.

Pero a pesar de decírmelo una y otra vez, vuelvo a poner en DIOS, en ese DIOS PURO AMOR INCONDICIONAL, los parámetros de los seres humanos y los míos propios.

Por eso es que mi oración a través de la VIRGEN es:

" Señor y Dios mío, hazte lugar en mi, mi voluntad a pesar de no comprender el total significado de estas palabras, te la entrego. Haz en mí según tu Palabra. Abre mi corazón a la experiencia profunda de Tu Amor inconmensurable. Ayúdame a salir de mi misma, para que pueda vivir en ese Amor. Y en esa certeza deposite yo mi confianza. Así en reciprocidad a tan grande Amor, pueda llevarlo a todos a todos los confines de la tierra. Por mediación de María, pueda experimentar saberme amada por ti, y ver en cada día de mi vida ese amor dado sin medida. Que mi Sí, pueda equipararse aún en lo pequeño, al gran SI de TU HIJA PREDILECTA, María, quién dijo SI, en respuesta a tu infinito AMOR."

No hay comentarios:

Publicar un comentario